Consejos para tener la piel perfecta este verano | Olivolea Pasar al contenido principal

Belén Castro

Belén Castro, Granada 1972.
Licenciada en Farmacia. Especialista en Dermofarmacia; Executive MBA IE Business School; Luxury Brand Management IE Business School; Experta en Nutrición Clínica; Máster en Dieta Mediterránea y Máster en Atención Farmacéutica; autora y co-autora de varios libros sobre nutrición y salud.
Fundadora de Olivolea Carris Skin Lab.
Madre de una niña. Deportista y apasionada de la cocina.

Topics

Tags

Consejos para tener la piel perfecta este verano

Los días son más largos y el verano está a la vuelta de la esquina. Es el momento ideal de preparar la piel para el buen tiempo y antes del verano es casi obligatorio tenerla lista para recibir los primeros baños de sol. 

1. HIDRATAR, HIDRATAR, HIDRATAR

Es imprescindible que nuestra piel esté bien hidratada y por ello las cremas a base de aceites vegetales naturales ayudan a prevenir y mejorar la deshidratación. Las emulsiones que contienen como componente esencial la olivoleína, rica en vitaminas y ácidos grasos esenciales, contribuyen a restaurar los niveles naturales de humedad de la piel. Asimismo ayuda a minimizar el efecto de los radicales libres evitando el envejecimiento prematuro gracias a su contenido en polifenoles. Esto no implica que sólo lo hagamos un mes antes del verano, es importante realizarlo a lo largo de todo el año. Además, beber dos litros de agua al día nos mantiene hidratados de forma sana y natural.

2. EXFOLIAR
Si queremos mantener la piel del cuerpo bien cuidada y regenerada, cualquier época del año es buen momento para hacerte un peeling corporal. Los peeling son una forma estupenda de renovar nuestra piel más rápidamente y activar el colágeno haciéndola lucir luminosa y elástica.

Los exfoliantes caseros son una alternativa perfecta para dejar la piel en un estado magnífico. Dos cucharadas de aceite de oliva, con dos de azúcar de caña y un toque de limón, crean una fórmula cosmética magnífica para recuperar toda la vitalidad de nuestra piel.

3. REAFIRMAR

El verano es sinónimo de ropa ligera, vestidos cortos y el temible bikini. Los gimnasios se llenan en esta época del año y la crema reafirmante es un buen complemento para todo ese ejercicio y esfuerzo. Aplicada con un masaje en movimientos circulares favorecerá su absorción, mejorará la circulación y aportará tonicidad a nuestra piel.

4. ALIMENTACIÓN

Una piel bien alimentada es una piel joven y sana.

La piel debe cuidarse desde el interior, por ello hemos de aumentar el consumo de vitaminas y minerales con alimentos que aporten los nutrientes necesarios para proteger y mejorar el aspecto de nuestra piel. Las frutas y verduras de temporada son las mejores aliadas para mantener los niveles adecuados de agua en nuestro cuerpo. Los cítricos, como las naranjas, y los frutos rojos, como las fresas, nos protegen de los efectos nocivos del sol, contienen Vitamina C y son una fuente importante de antioxidantes para aportar luminosidad a nuestra piel. Tampoco debemos olvidarnos del tomate o la zanahoria, los carotenoides nos ayudan a tener un bronceado dorado y saludable.

5. PROTEGER LA PIEL

Los rayos del sol inciden negativamente en nuestra piel provocando su envejecimiento prematuro. La aparición de manchas acuciadas por los rayos UV aumenta en los meses de verano por la sobreexposición solar. Es imprescindible utilizar protectores solares adecuados a nuestra epidermis, evitar las horas más peligrosas, de 12 a 16h, y limitar su exposición. Al finalizar el día, nuestra piel agradecerá una buena crema regeneradora para calmarla y repararla de posibles quemaduras.

 

Artículos recomendados

Alabado por sus propiedades medicinales y beneficiosas para la salud, el aceite de oliva ha sido también incorporado en tratamientos de belleza desde la Antigüedad para mejorar el aspecto de la piel y el cabello.

El embarazo es un momento de grandes cambios pero no por ello debemos alterar radicalmente nuestra rutina diaria. El ejercicio físico puede prevenir o aliviar el malestar durante la gestación y fortalece nuestro cuerpo, preparándolo para el momento del parto. 

Nueva entrada de la Olivopedia, nuestra sección para no perderse entre las propiedades del mundo Olivolea.